Carmen R. Avilés-Espinosa, MLS

Carmen-Aviles

Directora de Bibliotecas,

Mech-Tech College


“Yo encuentro que uno de los logros míos grandes es que se use la biblioteca. Para mi es una satisfacción enorme que se llena la biblioteca de estudiantes porque para eso estamos aquí, para darle servicios a ellos.”

Carmen R. Avilés Espinosa es natural del pueblo de Arecibo, conocido como La Villa del Capitán Correa, en la costa norte de Puerto Rico.El leer y viajar para adquirir nuevos conocimientos constituyen sus pasatiempos favoritos. Obtuvo su Bachillerato en Artes en Educación, con especialidad en español secundario de la Universidad de Puerto Rico,Recinto de Rio Piedras. En el 1968 se integra al Departamento de Instrucción, en San Juan, y comienza a trabajar como maestra, es en ese momento donde se enamora de la biblioteca escolar. Luego de quince años laborando como maestra comienza sus estudios de Maestría en Bibliotecología, en la Escuela de Bibliotecología, de la Universidad de Puerto Rico.

Al obtener el grado de Maestría en Bibliotecología en el 1985,se inicia como maestra bibliotecaria por tres años en la Escuela elemental El Conquistador en Trujillo Alto. En el 1986 inicia estudios en Educación y Supervisión Escolar, a nivel de maestría en el recinto de Rio Piedras,acción que le abre las puertas para comenzar a trabajar como supervisora en el Programa de Bibliotecas Escolares del Departamento de Educación en el año 1988, y donde labora hasta el 2001. El puesto le requería visitar las bibliotecas escolares de su región, donde supervisaba y evaluaba la labor que realizaban los maestros bibliotecarios. En su gesta, les brindaba orientaciones y colaboraba con el programa de servicios integrando a las actividades al currículo para así satisfacer las necesidades que pudiera enfrentar la comunidad escolar.

Un evento de comunidad tuvo un impacto singular en su vida profesional, y fue la colaboración especial con la organización sin fines de lucro denominada Todos a Leer. Esta organización, liderada pro la Sra. Palmira Romero, representante de la industria del libro, se enfocaba en la promoción de la lectura en las escuelas y bibliotecas públicas. Aunque su aportación a Todos a Leer fue una separada de su compromiso laboral en ocasiones el Departamento de Educación se involucraba y ofrecía apoyo a la organización, en especial cuando ofrecían actividades dirigidas a las escuelas, ya que tenían metas y objetivos similares. Esas actividades realizadas por la organización fueron exitosas y de gran satisfacción para todos los involucrados, la Prof. Avilés incluida. Recuerda con alegría entre las actividades realizadas una que tomo lugar en el Cuartel de Ballajá en donde se llevaron a cabo ferias y concursos de lectura, convocando a miles de estudiantes, a los cuales se les brindaron talleres, charlas y orientaciones por parte de grandes escritores puertorriqueños, como Enrique Laguerre, y donde el libro reinaba al encontrase libreros y casas editoriales puertorriqueñas con sus muestras de publicaciones para grandes y chicos.. Estas actividades libres de costo que realizaba la organización le permitieron a la bibliotecóloga Avilés viajar por toda la isla al tener que llevar a los escritores participantes a las bibliotecas públicas y escolares que participaban en esta iniciativa.

Durante este tiempo, mientras cumplía con sus responsabilidades en el Departamento de Educación y en Todos a Leer, comenzó a trabajar, a tiempo parcial, en varias instituciones académicas. Desde el 1987 hasta 1990 trabají en el Ramírez College; en el 1991 se unió a la Universidad Central de Bayamón y, po

Anteriormente, trabajó en la Biblioteca de la Universidad Metropolitana (UMET), del Sistema Ana G. Méndez por tres años, desde el 1992 hasta el 1995,. De igual forma impartió clases como profesora a tiempo parcial a futuros maestros bibliotecarios en la Universidad Interamericana de Arecibo por un semestre.

En el 2001, luego de jubilarse del Programa de Bibliotecas y Servicios de Información, en el Departamento de Educación,por su interés de continuar aportando al campo y estimulada por una colega, la bibliotecóloga Avilés se incorpora al Mech-Tech College, instituto que comenzaba el proceso de crear una biblioteca. Contribuye en la creación e implantación de la biblioteca del recinto de Caguas y, al ampliar la oferta académica en nuevos recintos con bibliotecas, la bibliotecóloga Avilés se convierte en la Directora y supervisora de un total de cuatro unidades en Caguas, Rio Piedras, Vega Baja y Mayagüez. Su posición como directora le exige supervisar y evaluar la gesta de servicios en estos tres recintos, lo que requiere las visitas continuas a estas bibliotecas. Se desempeña mayormente en el recinto de Caguas con sus labores como bibliotecaria pues lo más que le apasiona de su profesión es la interacción con los usuarios y el desarrollo de destrezas para asegurar el logro de su nivel de satisfacción.

La profesora Avilés-Espinosa fue parte de Asociación de Maestros de Puerto Rico; fue una de las miembros fundadoras de la Asociación de Bibliotecarios Escolares de Puerto Rico (ABESPRI). Con un grupo, aproximadamente veinte personas y, bajo el liderato de la Prof. Carmencita Hernández de León, se crea la Asociación de Bibliotecarios Escolares de Puerto Rico (ABESPRI). La profesora De León fue al momento de la creación de ABESPRI la Directora del Programa de Bibliotecas Escolares y, al momento de su jubilación, decide invertir su tiempo en la creación de esta asociación.

Por más de veinte años, la profesora Avilés estuvo vinculada a la ABESPRI donde fungió por varios años como Secretaria de Actas. ABESPRI, en su última reunión anual del 2016, rindió homenaje a sus miembros fundadores, entre los que se encontró la bibliotecóloga Avilés. Aparte de ser miembro de ABESPRI, ella también es integrante de la Asociación de Egresados de la Escuela Graduada de Bibliotecología y Ciencias de la Información (ASEGRABCI), de la Universidad de Puerto Rico, y de la Sociedad de Bibliotecarios de Puerto Rico (SBPR). Su integración y participación activa en las organizaciones profesionales contribuye a su formación continua lo que valora de manera significativa.

“Yo entiendo que a pesar de que la gente dice que las bibliotecas están a punto de desaparecer, eso no es cierto. Creo que estamos evolucionando, seguimos sobreviviendo muy bien, el bibliotecario no se ha quedado solamente en el almacén de libros, si tenemos libros, hay textos impresos, pero seguimos evolucionando a tono con el modernismo y con las nuevas estrategias tecnológicas, que van existiendo, porque los jóvenes nuestros vienen precisamente dentro de esa área de pensamiento.”

Entrevista a Carmen Avilés | Voces, Memorias y Silencios

Entrevista llevada a cabo el 20 de abril de 2016 en el Salón 312 de la Escuela Graduada de Ciencias y Tecnologías de la Información.

thumbnail of Carmen_R _Aviles_Resume__20_abril_2016

Resume de Carmen R. Avilés Espinosa

Referencias:

Avilés Espinosa, C. R. (2016). Resume. Manuscrito no publicado.

Núñez, V. (1996). ABESPRI: Sus primeros 10 años. Recuperado de: http://www.abespri.org/historia.html

Rosado Echevarría, C. E. (2016). Carmen R. Avilés Espinosa, Directora de Bibliotecas, Mech-Tech College: Entrevista para Voces, Memorias y Silencios en la Bibliotecología Puertorriqueña. Escuela Graduada de Ciencias y Tecnologías de la Información.

Entrevistadora: Carmen E. Rosado Echevarría
Correo electrónico: carmen.rosado1@upr.edu
Fecha: 20 de abril de 2016

Carmen Rosado Echevarria

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *